¿Cómo puedo acelerar mi metabolismo para quemar más grasa?

El metabolismo está relacionado con el peso. Para que el metabolismo funcione bien y la combustión de la glucosa se lleve a cabo eficientemente, es de vital importancia la presencia de enzimas. Éstas son un tipo especial de moléculas responsables de los cambios químicos del organismo. La mejor forma para conseguir enzimas es a través de una alimentación sana, una digestión adecuada y la presencia de cantidades óptimas de minerales (calcio, magnesio, manganeso, hierro, cobre y zinc) y vitaminas (C, B1, B2, B3, B5, B6, B12, ácido fólico y biotina). Todos estos activan las enzimas y ayudan en la combustión de la glucosa. A menos que todos estos nutrientes estén presentes en cantidades adecuadas, el metabolismo no llevará a cabo su trabajo adecuadamente.

Hay aspectos del metabolismo que pueden controlarse y otros que no, como la edad, el sexo y la genética. Debido a que parte del metabolismo depende de la actividad física, la relación músculo:grasa, y de la digestión, estos factores pueden mejorarse.

  • Actividad física: Dependiendo del ejercicio que se realice, así como de la intensidad y de la frecuencia con que se practique, se pueden gastar entre el 15 – 50% de las calorías del metabolismo basal en actividad física.
  • Relación músculo / grasa: A mayor cantidad de masa muscular y menor cantidad de grasa, mayor cantidad de calorías que se gastan. Esta es la razón de porque los hombres, que tienden generalmente a tener más masa muscular que las mujeres, queman más calorías, pierden peso más rápidamente y lo ganan más lentamente.
  • Digestión: Aproximadamente el 10% de las calorías del metabolismo basal se usan para digerir los alimentos, y esto se conoce como el efecto termogénico de los alimentos. Por esto se recomienda realizar varias comidas pequeñas durante el día.